lunes, 7 de febrero de 2011

LUJOS EN FORMA DE COLABORACIONES (VII)

Se estaba haciendo de rogar la visita de uno de mis poetas preferidos, el excelso Jaime Gil de Biedma (1929-1990). Con una obra poética breve pero sublime, dejo un huella profunda y un excelente legado. Vamos a ver tres poemas suyos cortos, recomendando encarecidamente, a quien tenga inquietudes poéticas, la lectura de su obra en verso.


                            HAPPY ENDING

Aunque la noche, conmigo,
no la duermas ya,
sólo el azar nos dirá
si es definitivo.

Que aunque el gusto nunca más
vuelve a ser el mismo,
en la vida los olvidos
no suelen durar.



                    DE VITA BEATA

En un viejo país ineficiente,
algo así como España entre dos guerras
civiles, en un pueblo junto al mar,
poseer una casa y poca hacienda
y memoria ninguna. No leer,
no sufrir, no escribir, no pagar cuentas,
y vivir como un noble arruinado
entre las ruinas de mi inteligencia.



                          RESOLUCIÓN

Resolución de ser feliz
por encima de todo, contra todos
y contra mí, de nuevo
-por encima de todo, ser feliz-
vuelvo a tomar esa resolución.

Pero más que el propósito de enmienda
dura el dolor del corazón.
                       

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada