martes, 5 de abril de 2011

HOZ DE SAN MIGUEL Y HOZ DEL PORTILLO



Hoy vamos a quedarnos cerca de Cuenca capital, ya que sabéis que no hace falta salir muy lejos para tener al alcance parajes y rutas con encanto. Estas son dos hoces que están bastante juntas (realmente son tres si contáramos con la Hoz chiquilla, pero al ser más pequeña la he dejado al margen).

HOZ DE SAN MIGUEL Y HOZ DEL PORTILLO (O DEL BUEY)

Si nos pusiéramos en el Cerro Socorro, en el Sagrado Corazón de Jesús, y trazáramos una línea dirección Valencia por toda la cresta de la montaña, llegaríamos a estas hoces. Se encuentran en la llamada Sierra de la Pila, entre Palomera y Mohorte, antes de llegar al Campamento de Los Palancares.

La Hoz de San Miguel


Después de dejar el coche atrás y andar un rato, se llega al muro de piedra que nos dice que al otro lado esta la Hoz de San Miguel. Decir que estas hoces son cerradas, asemejando su forma a calderos alargados y con pocas entradas a ellas. Nosotros empezaremos a subir por una senda hecha en un lateral de la foto. Como veis me acompaña en esta excursión Nacho.


Mientras vamos subiendo por el lateral, vamos comprobando como el muro de cierre de la Hoz tiene su altura. En la parte inferior de la foto se observa una especie de valleja, avisándote de la zona peligrosa.


Y al otro lado del imponente muro de piedra se encuentra el interior de la Hoz de San Miguel, asemejándose a un mundo perdido y desconocido con su propio microclima.


Pero antes de entrar en la Hoz, en este lateral  rocoso por donde hemos subido está la Ermita de San Miguel excavada en la roca viva


Aquí podemos observar el interior de la Ermita, lugar de romería de la gente de Palomera. Nachete no se atrevió a entrar porque decía que ahí dentro había alguien. Decir que un poco antes en la subida, nos encontramos como una cabeza de plástico de algún tipo de santo con su barba blanca clavada en un palo, como indicándonos el camino a la Ermita. Un poco tétrico a decir verdad.


           La Ermita tiene rocosas ventanas al otro lado, es decir, al interior de la Hoz.


Y una vez dentro de ella, la empezamos a recorrer hasta el final, pero antes a la derecha, podemos observar la mesa donde me imagino, que el cura dará la misa a las buenas gentes de los romeros. Como ven un sitio especial para una misa.


En el interior, lleno de exuberante vegetación (aunque estábamos en época invernal), se atisba por el medio, el cauce de un antiguo arroyo, que llevar ya muchos años sin bajar agua.


Y al llegar al final, comprobamos que las paredes tipo caldero no te dejan mas que volver hacia atrás. Se aprecia en la foto que en época lluviosa estas paredes de roca deben rezumar agua que caiga de arriba.




Por todo el fondo de la Hoz se aparecen grandes moles rocosas. Decir que por mitad de la Hoz llega un pequeño vallejo de entrada que es por donde lo hacen las gentes de Palomera. Esa, y la entrada por donde lo hemos hecho nosotros, son las únicas normales que hay para hacerlo.


La Hoz del Portillo (u hoz del Buey)


Paralela a la Hoz de San Miguel, pero con un peculiariedad: su entrada. Al principio vas por un pequeño vallejo hasta que se agranda un poco y ves un asentamiento ganadero, con su valla y sus vacos (al fondo se aprecia uno).


Después de entrar por la valla de entrada debes recorrer, muy al loro, unos 150 metros por este ensanche del valle, con los vacos mirándote a pocos metros, encaminándote hacia ese estrecho que ven al fondo de la foto, único lugar de entrada a la Hoz del Portillo. No cualquiera puede hacer esto.



Este es el estrecho por donde se entra a la Hoz, y una vez traspasado, me di cuenta que tambien es el sitio por donde los 9 o 10 vacos que había, entran y salen de la Hoz. A ver a ver a la vuelta...........



Una vez dentro, se observa en las imponentes murallas de piedra que esta Hoz es bastante más grande que la de San Miguel.




Tras comprobar la existencia de algo de agua en el fondo de la Hoz, subí por el empinado lateral para comprobar como chorreaban aguas las paredes.



La Hoz del Portillo será unas tres veces mayor que la de San Miguel, aparte de mas salvaje, agreste y desconocida. Con esa entrada no me extraña nada.


A la vuelta comprobé, aliviadamente, que los vacos habían entrado a pastar dentro de la Hoz, dejándome vía libre por el estrecho y por el asentamiento ganadero. No tenía ningunas ganas de volver a pasar lo de antes.















10 comentarios:

  1. Gracias a Arturo, por recordarme la existencia de la Hoz de San Miguel, sitio donde ibamos de merendola con mis padres hace años, y que que tenía practicamente olvidada.

    ResponderEliminar
  2. Toni, si señor de los mas guapo de Cuenca, será por la cercania....,tambien tienes la hocecilla entre las dos hoces, tambien muy bonita. A ver si veo fotillos y te mando.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Si, la Hoz Chiquilla. En principio y por la forma del terreno son varias, aunque estas son las mas bonitas.
    Si cuando salgan de Cuenca en coche, dirección Teruel o incluso Valencia, miran a la izquierda a la montaña corrida, veran la forma de todas estas hoces.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. ¿Podéis colgar un mapa de la ruta? soy de Cuenca pero desconozco el paraje

    ResponderEliminar
  5. hola anónimo. La verdad que es soy bastante nulo con la tecnologia y no se muy bien colgar mapas, pero mandame un correo a mi dirección (viene en el lateral del blog) virtuditas@gmail.com y alli te lo intento mandar y explicar como llegar a este sitio.

    ResponderEliminar
  6. Magnífica ruta. No conocía este sitio y me encantaría ir. Muy buen reportaje y muy buenas fotos.
    ¿Me podrías indicar como se llega a esta ermita? Muchas gracias. Tus rutas por Cuenca son fantásticas

    ResponderEliminar
  7. Hola Judith.

    Gracias por tus palabras y encantado que te guste el blog. Todos los lunes cuelgo una nueva. En cuanto a la hoz de San Miguel, debes coger la carretera que va a Palancares, y pasaras la fabrica de madera y luego cruzaras por un puente sobre la vieja vía del tren, al medio km de cruzar la vía sale un carril a la izquierda que va por el borde del bosque de carrascas. Tras medio km más o menos te saldrá un carril bien marcado a la derecha que te lleva a la Hoz de San Miguel (no hagas caso a uno o dos carrilillos menos marcado que te saldrán antes tb a la derecha y que se meten en el bosquecillo de carrascas.). Ya veras que paraje tan bonito.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  8. Muchísimas gracias por las indicaciones. Yo también soy una enamorada de Cuenca y sus maravillosos parajes, y gracias a tu blog he descubierto zonas maravillosas y de las que no tenía conocimiento.
    Magníficos reportajes. Un saludo y gracias de nuevo ;)

    ResponderEliminar
  9. Hola. Hace años que estuve en la Hoz del Buey. Fuimos desde Palomera y solamente había un acceso desde la cresta de la hoz. Para personas, claro. No creo que las vacas pudieran bajar por allí. Creo que tomé notas e hice un croquis, pero seguro que ahora no sabría bajar por aquellos ciriatos. Te sigo. Muy buen blog. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ignacio.

      Desconozco cualquiera entrada a la Hoz del Buey que no sea su portillo de entrada. Se ve aquello dificil de entrar y salir, y sobre todo muy salvaje por dentro.
      Gracias por tus palabras.

      Un saludo.

      Eliminar