viernes, 1 de abril de 2011

LUJOS EN FORMA DE COLABORACIONES (IX)

Volvemos a la generación de la posguerra, con la figura del poeta Jose Agustín Goytisolo (1928-1999), el mayor de tres hermanos dedicados a la literatura.
Su madre Julia Gay (a la que dedicó, junto a su hija, el celebre poema Palabras para Julia), murió en uno de los bombardeos del bando nacional sobre Barcelona, su ciudad natal. Esto y otros asuntos minaron su carácter ya depresivo de por si, e hicieron que pusiera fin a su vida, en el año 1999.
Voy a poner un gran y desolador poema, dedicado a la guerra civil, que es un poco de lo que trata esta entrada.


                 Queda el polvo
         
"De aquel trueno, de aquella
terrible llamarada
que creció ante mis ojos,
para siempre ha quedado
confundido con el aire,
un polvo de odio, una
tristísima ceniza
que caía y caía
sobre la tierra y sigue
cayendo en mi memoria
en mi pecho, en las hojas
del papel en que escribo."




Además, quiero poneros una dedicatoria que he leído en un libro de historia que me compre hace poco. El libro en cuestión se titula "El tercer Reich, la religión de la sangre" de Nicolas Cortés Rojano. En su primera hoja, la preciosa dedicatoria dice:

     "Quisiera dedicar este libro a Carmen Rojano Reinoso (1929-1996) y a Martín Cortés Gómez (1931-2009), a estos dos pequeños niños que jugaron en sus pueblos con precariedad mientras el mundo estaba en llamas.
Un beso para ellos donde quiera que habiten..."


Y para último, quiero terminar comentando una entrada mía histórica de hace un tiempo :http://elbrilloenlamirada.blogspot.com/2010/12/las-consecuencias-de-la-insensatez.html

En la que yo, con bastante indolencia y con animo conciliatorio, intentando limar asperezas y no queriendo hurgar mucho más en la herida, tilde al grupo de generales conjuradores y golpistas que nos llevaron a la guerra civil, de insensatos e ingenuos, como exculpándolos del tremendo error que fue llevar a un país al borde del infierno.

El amigo Carlos Julian, muy sabiamente, comentó que aparte de insensatez, lo que había ahí, era mucha soberbia y ambición. Razón tenía y tiene. Yo añado otras cualidades, como la de maldad y avaricia. ¡¡Cuanto hijodeputa había en ese grupo!!
Si por mi fuera, les quitaría hasta el condición de españoles.

Repito, lo que vino inmediatamente después durante tres años, no tuvo ni buenos ni malos, solo perdedores.

Hala.....ya me he quedado a gusto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario