domingo, 27 de mayo de 2012

EL HOSQUILLO POR ARRIBA

En el corazón de la Serranía de Cuenca hay una maravilla de la naturaleza, que es el valle o torca del Hosquillo. En 1964 debido a su naturaleza y forma cerrada, fue creado un parque cinegético experimental en él, donde hasta hoy en día, se ha albergado a todo tipo de animales ibéricos, siendo los osos la estrella del Parque.
Si no lo han visitado os lo recomiendo solicitando la pertinente autorización, aunque a mí lo que me interesa no son los animales, sino el propio Hosquillo, su forma, sus bosques y sus aguas.
Os voy a enseñar en una serie de entradas todo lo concerniente a este privilegiado sitio, comenzando por una ruta que va por arriba,  por los distintos bordes de esta asimétrica y verde torca.

Si estuviéramos dentro del Hosquillo y miráramos al norte, todo el lado derecho es por el que vamos a ir primeramente. Saliendo de Lagunillos, comenzamos a subir. Queda un buena caminata por delante.



Por ahí abajo va el río Escabas en la Umbría Guillomar (http://www.elbrilloenlamirada.blogspot.com.es/2012/02/la-umbria-guillomar.html,) que acaba de salir del Hosquillo.



Hasta que tras un buen rato, llegamos a la puerta trasera del Hosquillo que es lo que se ve al fondo.


Ya podemos comprobar las tremendas paredes que hacen del Hosquillo un sitio practicamente cerrado. Por aquí abajo sale el Escabas del valle.



                                      Detrás mío se abre todo el valle del Hosquillo.




Estas vistas son las que hacen a uno, amar un sitio como el Hosquillo.


         
Tras una dura subida llegamos a lo alto de la Peña del Horno, que anda por los 1491 metros, y echando un vistazo por donde hemos venido, podemos ver muy al fondo el pueblo de Poyatos.



          Andando por la cresta y agudizando la vista podemos ver abajo las casas del Hosquillo.




Cualquier sitio es perfecto para hacer un alto y tomar un pinchito, deleitándome con las vistas.



Echando un vistazo hacia atrás (de donde venimos) vemos la forma que toma el Hosquillo.



                          El Hosquillo son cerca de 1000 hectáreas. ¡Ahí es nada!


Tirando de zoom para poder ver mejor el pueblo de Poyatos (en el centro izquierda) en lo alto del valle del Escabas.



Y aquí podemos ver encima de las casas, el verde barranco que entra al Hosquillo, el arroyo de las Truchas por el Estrecho Volcán (que ya veremos en otra entrada posterior).



               Allí en el centro de las crestas rocosas es donde me he hecho las fotos primeras.




¡¡Pero vamos a ver otras vistas!! Saltemos al otro lado del Hosquillo, al Alto de Peñajosa (1548 metros) para ver otra perspectiva. Todas las fotos de antes son del lado de enfrente de esta foto.



      Debajo de mí esta la única carretera de entrada que hay para bajar al Hosquillo.



¡¡Pero volvamos al lado de enfrente, por donde hemos hecho casi toda la ruta!!. Lo que estoy mirando al fondo es el final del Hosquillo (o el principio), un sitio tremendo: el rincón del buitre. ¡¡Vayamos para allá!!



             Aquí estamos en el rincón del buitre, justamente encima de las oseras.



    Aquí podemos apreciar la impresionante verticalidad de las paredes en el rincón del buitre. Tengo entendido que hoy en día no esta permitido llegar hasta aquí. Estas fotos son de hace 3 años que no encontramos ninguna prohibición.



El río Escabas viene a nacer un poco más arriba de esto en la Cañada Mostajo, aunque casi nunca lleva agua y vendría a caer por este sitio en el que estamos. El río coge agua de verdad dentro del Hosquillo (cosa que os enseñaré más adelante).



En ese caso, la impresionante postal que se vería sería esta, tomada de una vieja foto de cuando el Escabas trae agua de la Cañada Mostajo.



Y con esta entrada, más la de la Umbria Guillomar tenemos medio hosquillo en el blog. Nos queda la del Estrecho Volcán (ya realizada) y la del Hosquillo por dentro (sin hacer aún)

2 comentarios:

  1. Preciosa ruta, de nuevo me quedo encantado con tus rutas. Yo también estoy enamorado-enganchado a esta sierra, lo malo es que me pilla un poco más lejos.

    ResponderEliminar
  2. gracias Migue. Yo desde el blgo intentaré suplir la lejanía que dices, haciendo la Serranía más cerquita a los que por esas cuestiones os encontrais más lejos.
    Saludos.
    TOni.

    ResponderEliminar