domingo, 24 de febrero de 2013

SUBIDA A LA PEÑA TABARREÑA Y LOS CONGLOMERADOS DE BONICHES


En la Serranía Baja de Cuenca - a priori menos famosa y conocida que la Alta - existen muchos tesoros y parajes sorprendentes. Una de esas  joyas es el termino municipal y pueblo de Boniches. Estaríamos aquí en una subsierra dentro de la Serranía como es la Sierra de las Cuerdas. Sierra de una gran belleza y un paisaje muy característico, habitado desde las primeras edades del Hombre. Esta tierra del Rodeno y la Arenisca en Boniches, esta surcada por el río Cabriel, donde le viene a echar sus aguas uno de sus mayores afluentes, el río Mayor del Molinillo.
Vamos a ver un tipo de rocas, que no es muy común en la Serranía de Cuenca, como son los conglomerados o ruditas y de ahí vamos a subir a la Peña Tabarreña (1298 metros), magnífico atalaya donde se ven estas verdes tierras de Boniches y Cañete.




Un poco antes de llegar a Boniches desde Cuenca, al lado de la carretera nos salen estas enormes moles pétreas.





Llaman rápidamente la atención ya, tanto por el color, la forma, y es distinto al tipo de piedras que llevamos visto desde que salimos de Cuenca.










Comprobando que las enormes moles de roca están formadas por millones de cantos de todos los tamaños.










           Aquí parezco un soldadito puesto al lado del descomunal tamaño de estas rocas.


















                            Creándose dentro de estos conglomerados grietas, ramblas y barrancos.





                 Que hacen de canalización natural del agua de lluvia hacia el río Cabriel.




       Y desde aquí tirando de zoom, podemos avistar nuestro siguiente objetivo, la Peña Tabarreña.





Justo detrás del pueblo de Boniches, sale un carril que entre pinares de pino Rodeno nos sube a la cumbre. La subida no es especialmente dura.





Hasta que llegamos a lo alto de la Peña Tabarreña (1298 metros), magnífico mirador.





    Al fondo podemos apreciar primero a la derecha el Monte Cuerda (1402 metros), la mayor altura de la comarca, y detrás mío, el pequeño cordal de las Cabezas (1355 y 1333 metros). Veremos la subida al Monte Cuerda en este blog.











                 Aquí esta Paco señalando al pequeño valle donde esta Boniches (1139 metros)





                     La cresta que se ve detrás mío es la Peña del Madroño (1248 metros).





     La belleza de las rocas se ve acrecentada con las impresionantes vistas de la Sierra de las Cuerdas.





     Si miramos hacia el otro lado, veríamos una suave ladera que baja hasta Cañete (1090 metros)












                      Hay que andarse con cuidado en los pasillos corredores que caen al abismo.






Con las flechas la ruta para subir a la Peña Tabarreña y los círculos son donde se encuentran los Conglomerados que salen en esta entrada.





En una próxima entrada os enseñaré más parajes de esta preciosa zona de la Serranía, tales como el Traqueiro o una ramblas de gran belleza.

5 comentarios:

  1. como siempre, dando envidia y además de la mala, jejeje..precioso sitio si señor.Alberto

    ResponderEliminar
  2. Calla calla Alberto, que lo mío es grave, ya que esto es autoenvidia (y como tú dices, de la mala).
    Que ganas de ser el de la fotos en ese momento y no en este, penar y penar entre cajas de carton llenas de libros y comic y muebles descolocados.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Magnífico lugar Boniches, el río, el monte, el bosque, por donde lo mires una delicia para el excursionista.

    ResponderEliminar
  4. totalmente de acuerdo, Migue. Lo tiene todo, incluso no tiene la masificación que puede tener la serranía alta un fin de semana.

    Toni.

    ResponderEliminar
  5. Altura sin par, no conozco Boniches, Peña Tabarreña es una atalaya preciosa rodeada de crestas y sierras por todos los lados. Me lo apunto sin remisiones..........................creo que acumulo un blog de senderismo que me va obligar a afincarme aki una temporadilla. Como tienes el trastero Toni? yo me acomodo el cualquier sitio.

    ResponderEliminar