domingo, 8 de diciembre de 2013

REVENTÓN DEL ARROYO DE LA MADERA (CUEVA DEL TÍO MANOLO)


Cuando uno conoce mucho la Serranía de Cuenca, llega a descubrir sus secretos, y alguno de estos viene en forma de fenómenos espectaculares, de esos de sentirte un privilegiado cuando asistes a ellos.
Lo que os voy a enseñar es toda una maravilla de la Naturaleza en mayúsculas.

Ocurre raras veces, ya que tiene que darse la condición indispensable de llover mucho durante una buena temporada, generalmente estamos hablando de meses. El otro requisito consustancial e innato ya la tiene esta Sierra, y es su condición de tierra caliza, de características cársticas, que hace que el agua de lluvia se filtre en la tierra y circule por debajo de esta, creando ríos subterráneos, que luego revientan y salen a la superficie por algún lado.

En este caso vamos a ver el reventón del Arroyo de la Madera (suele ser un arroyo aunque las fotos que vais a ver os digan que lo que tenemos delante es un río hecho y derecho).
Dicho arroyo es un afluente del río Júcar, pero nosotros no nos vamos a conformar con ver y oír tal fenómeno, sino que nos vamos a meter dentro de la cueva desde donde sale el río hecho una autentica bestia. Dicha cueva es la Cueva del tío Manolo.

Es por tal motivo que cuando íbamos por la única galería de la cueva, lo hacíamos con cierto temor y un poquito de paranoia, ya que no nos podíamos quitar de la cabeza la imagen violenta que habíamos visto meses atrás, del río ocupando toda la galería y reventando por su estrecha boca, creando un desbocado y ruidoso mundo de espuma blanca.
Decir también que esta Cueva hay que hacerla gente experta y conocedora, o con cualquiera de las empresas de espeleología y barranquismo de la Serranía de Cuenca.

Aprovechando que fue mi cumpleaños este sábado (ay, ay..que me asomo a los 40), ahí va todo un regalo para los fans y amigos de Magia Serrana.
Bajen un poco el sonido de su ordenador que esto atruena. ¡¡ Y.......que hable la naturaleza!!

              Os voy poner primeramente unas fotos del arroyo de la Madera normalmente.



                  El arroyo de la madera es un corto arroyo de apenas dos o tres kilómetros.



Si hay algo de sequía se suele hasta secar, pero si el año en normal hidrológicamente, suele llevar agua siempre, no mucha pero algo.



             Arreá!! ahí tienen el arroyo de la madera inmenso! Fijense que el carril va por ahí debajo.



                Vamos a remontarlo un poco por esta orilla. Estoy que no salgo de mi asombro.



Es difícil trasmitir esto con fotos, pero el ruido atronador, la espuma blanca, la velocidad tremenda a la que va el agua, la violencia de los rapidos y cascadas....



                           En muchos tramos se sale de su cauce, inundando todo de agua.



                                                  Antes pusimos unos pinos derechos.



                   Según vamos subiendo, el arroyo se va encajando en su valle barranco.



                          ¿Comprenden por que quiero que llueva con más frecuencia?



Normalmente el arroyo va por la izquierda de la foto, pero este tipo de muretes que sujetan el barranco se han hecho para preveer las crecidas de agua por el reventón.



Encima de nuestras cabezas tenemos los puntales y riscos de la Muela de la Madera, que da nombre a nuestro arroyo, ya que en época muy lluviosa el arroyo vendría a nacer allí arriba.




Vamos subiendo el barranco viendo como nuestro arroyo ruge ahora cayendo violentamente de cascada en cascada.




Este precioso barranco te sube al paraje conocido como las Catedrales que ya vimos en otra entrada: Aquí




Hay que tener mucho cuidado con acercarte al arroyo en este tramo pues un resbalón puede ser fatídico.
 
 
 
 
Se puede ver en las laderas como hay pequeñas surgencias de agua que también han aflorado.
 
 
 
 
Por aquí nos vamos acercando al nacimiento. El ruido cada vez es más ensordecedor.
 
 
 
 
En este punto os voy a enseñar la entrada a la Cueva del tío Manolo o de donde sale el agua del arroyo. (en la foto el amigo Paco de la vez que fuimos a las Catedrales)
 
 
 
 
Esto es lo que se ve desde la boca de la Cueva.
 
 
 
 
Ahí tenéis el nacimiento del arroyo de la Madera en la Cueva del tío Manolo.
 
 
 
 
Un poquito más de cerca. ¡¡Realmente acojonante!!
 
 
 
 
Bordeándolo por la izquierda, nos acercamos a la boca de la cueva.
 
 
 
 
El ruido era brutal, te salpicaba el agua por todos los lados, pero estábamos asistiendo a todo un regalo de la madre naturaleza.
 
 
 
 
Unos meses después, al final del verano, volvimos a la Cueva, esta vez con la intención de sumirnos en su oscuridad.
 
 
 
 
Se me olvidaba comentaros, que en la entrada de la cueva, hay una vieja placa que homenajea a un espeleólogo ahogado en sus entrañas. ¡¡Ejem, ejem!!
 
 
 
 
Damos la bienvenida al silencioso y enigmático mundo de la Serranía Subterránea.
 
 
 
 
Comprobamos rapidamente que esta cueva esta húmeda, rezuma agua por doquier. Nos ha jodío!!
 
 
 
 
La entrada a la gran galería de la Cueva del tío Manolo.
 
 
 
 
 
La cueva esta lleno de pequeños gours fascinantes.
 
 
 
 
Román con la inmensa galería por delante, en la que pueden caber dos o tres autobuses a lo ancho.
 
 
 
 
 
De vez en cuando nos encontramos un bloque solitario recubierto de sedimentos arcillosos en la soledad de la galería.
 
 
 
 
 
De repente poco a poco nos vamos agachando. Parece que la galería se achata, pero en este punto, se vuelve a abrir la galería  aún más grande.
 
 
 
 
 Y ya nos van saliendo pequeñas obras de arte.
 
 
 
 
En este punto nos encontramos una estrecha galería o raja aérea que sube para arriba, y que por la cuerda que colgaba algún loco de la espeleo ya la había escalado.
 
 
 
 
¡¡Puro delirio, éxtasis milenario, gozo en las sombras!!
 
 
 
 
¡¡Sin comentarios!!
 
 
 
 
 
Hay que hacer un inciso, pues mi hermano y yo intentábamos todo el rato tener la cabeza en lo que estábamos viendo y viviendo, sin querer acordarnos de ese reventón, de esta galería llena de agua loca hasta el techo, saliendo violentamente como una bestia. Pero era difícil, según íbamos entrando más y mas en la tierra, y nos íbamos encontrando cada vez más agua, siempre venía la imagen del reventón a la cabeza (y la del espeleólogo ahogado también). Era una sensación extraña. Con todo, teníamos que llegar hasta donde no pudiéramos avanzar más. Sigamos viendo fotos.
 
 
 
 
 
 
En algunos tramos hubo desprendimientos de bloques que hay saltarlos.
 
 
 
 
La conjunción cromática de las paredes de la cueva con el barro arcilloso de su gran actividad acuática es tremenda.
 
 
 
 
Barro arcilloso que anda depositado por todos los sitios.
 
 
 
 
La gran galería continua descendiendo paulatinamente.
 
 
 
 
¡¡Realmente atrayente!!
 
 
 
 
Hasta que llegamos al punto donde ya comienza a haber agua en toda la galería.
 
 
 
 
¡¡De un color verde terriblemente acojonante!! Agua pura incorrupta!
 
 
 
 
En el lado izquierdo hay un cuerda para pasar por ahí, siempre con neoprenos y/o equipo de espeleobuceo. Mas adelante es donde se ahogo el espeleólogo.
 
 
 
 
Esta imagen no nos tranquilizaba mucho. Ahí tienen el verdadero arroyo de la Madera latente, expectante, como esperando a ponerse de mala hostia y reventar arrasando con todo. (la cuerda iría por la izquierda).
 
 
 
 
¡¡Es hora de volverse!! Lo hacemos un poco más deprisa de lo normal.
 
 
 
 
Pero antes seguimos deleitándonos en elementos de la cueva como esta estalagmita recubierto de arcilla.
 
 
 
 
O mi hermano entre estas maravillas geológicas.
 
 
 
 
O estas esculturas con cierto toque fálico.
 
 
 
 
O con esta amorfa estalactita a punto de juntarse con la estalagmita.
 
 
 
 
Ya estamos en la boca a punto de salir por nuestro propio pie, y no arrastrados por el arroyo de la madera.
 
 
 
 
La salida a la luz siempre es reconfortante, y en este caso, iba acompañado de una cierta sensación de alivio.
 
 
 
 
 
Insisto que esta Cueva debe hacerse con gente conocedora de la misma o alguna de las empresas especializadas en espeleología y barranquismo, pues aparte de ser una cueva activa (es decir, mana agua de ella), al principio tiene un paso difícil, que se requiere conocer del tema.
 
Os voy a dejar en otra entrada distinta (darle a entradas antiguas) con un video del reventón del arroyo de la Madera y de un poquito mas arriba del barranco, donde están las catedrales, pues era tan buena la época de lluvias que el arroyo de la Madera venia a traer agua desde arriba, desde la Muela, cayendo la misma por los pasillos pétreos que son las Catedrales.
 
 

27 comentarios:

  1. Hola Antonio. Preciosa entrada. Efectivamente, cuando la naturaleza nos sorprende con algo poco habitual, a lo que no estamos tan acostumbrados, se nos aparece más espectacular aun. Aquí comparto con los usuarios del blog una experiencia personal, que me sucedió el pasado 19 de Enero. No pude tomar imágenes, pues iba corriendo y no llevaba la cámara en ese momento, pero aquí os dejo el relato que quise compartir con mis amistades de Facebook: "Vaya diíta que me ha hecho para correr. Pero he tenido la suerte de ver algo que no había visto: bastante más arriba de Palomera, varios kilómetros pasadas las pozas, el lecho del Huécar es seco y pedregoso. Discurre por un vallejo angosto y frondoso. Cerca de la finca de cotillas, y antes incluso, por el paso de los carros, venía una riada considerable, y he pensado "coño, si un poco más abajo está más seco que un martini, debe filtrarse en algún sitio muchísima agua....". Cuando regresaba a favor de la corriente, de nuevo hacia Palomera, me he dado cuenta: abajo todavía no había llegado el agua. He acelerado el paso y en un par de km he llegado al punto en que el lecho de cantos rodados comenzaba a inundarse por la corriente. He visto mil veces crecer y decrecer el Júcar y el Huécar, y los he visto realmente enfadados, pero nunca había visto aparecer un río de la nada y ver como toma forma, color, sonido y vida delante de mí. Salir a correr por la montaña días como hoy tiene sus compensaciones."

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ignacio.

      Gracias como siempre por compartir tus experiencias y tu sabiduría campestre. Seguro que viniste de correr con una alegría grande. La verdad que este invierno/ primavera fue de flipar. Yo estuve saliendo mucho pues, ya sabes que soy buscador de surgencias y manantiales y este principio de año fue idóneo para ello. Eso que comentas siempre es una pasada verlo en directo. Yo lo he visto en algunas otras ocasiones (es lo que tiene gustarle a uno rutas con lluvia y tb ser aficionado a la espeleo). Por poner unos ejemplos, el arroyo del boquerón después de salir por su cueva todo caudaloso, lo vi desaparecer todo de golpe y aparecer dentro del pantano, el Hoz Seca desaparecer y volver a hacerlo km más abajo o Mata Asnos desaparecer por una cueva y volver a hacerlo más adelante (has visto lo de Mata Asnos en vivo y en directo? es una auténtica pasada, ya lo pondré más adelante en el blog).
      En cuanto a le cuentas, aunque en algún sitio ese arroyo se puede considerar Huécar, técnicamente el Huecar nace antes, en ese rincón conocido como el Bodegón, un km o km y medio más arriba de las pocetas. El arroyo que tú dices viene llamado como Arroyo de la Rambla, aunque yo le llamo arroyo de la Dehesa de Cotillas Yo estuve por allí el mes de Febrero/Marzo creo recordar, y efectivamente bajaba mucha agua por ese arroyo, casi más que el propio Huécar, lo remonte un tiempo, yendo mucho rato por el carril que hay, y de repente vi que toda el agua salía del terraplén sobre el que se asienta el carril. Al principio me pensaba que el arroyo pasaba por debajo del carril por una tubería o un cauce ocultado, pero no...afloraba de la leche de agua del terraplén arenoso. Acojonante, Ignacio.. Recuerdo que me quede allí mucho tiempo viendo como el agua salia. Me fascina eso mucho. Si quieres te mando unas fotos de esa surgencia. Un abrazo.

      Eliminar
  2. Hola Toni.
    Desbordante, maravilloso, alucinante. Vivir esto en la Serrania es la felicidad total. La muela de la Madera siempre sorprende en todos sus rincones. Gracias por el espectáculo exterior e interior. Aunque no hace falta que os lo diga pero porfa, tened cuidadito por ahí adentro, que tienes que enseñarnos muchas cosas todavía, y esas hoces, cumbres y barrancos nos esperan. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Andrés.

      Como lo sabes, vivir en eso en directo para gente como nosotros, es lo máximo en la Serranía. Y no te preocupes, que yo ya he desarrollado un sexto sentido preventivo y cuando me huelo algo y no estoy seguro, retrocedo; y pienso seguir de una pieza hasta el final ;-) Un abrazo.

      Eliminar
  3. Impresionante,menudo volumen de agua; recuerda al nacimiento del río Mundo. Que abundancia de agua tiene la Serranía, mientras que en los montes valencianos apenas algunos arroyos mantienen caudal todo el año.
    Y la cueva; vaya guapada, con sus formaciones practicamentes intactas; igualito que en una cueva próxima a Montanejos (Cueva Cirá en Montán) que la pobre esta...

    Gracias por mostrarnos estos rincones tan increibles.

    Hasta la próxima

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javi.

      He estado dos veces en el río Mundo pero nunca en el reventón. Tengo avisado a gente de Albacete que cuando se crea que esta a punto de ocurrir, que me lo digan, que cogemos el coche y vamos para allá.
      Que a falta de montañas picudas y grandes alturas de más de 2000, pues la Serranía tiene una red hidrológica de las de órdago. Eso sí, si no llueve como esta pasando este Otoño, mal vamos aquí y en Valencia.
      La verdad que sí, es un cueva peculiar, ya que el hecho de haber salido así de agua esta primavera la ha dejado medio humeda (antes llevaba por lo menos dos o tres años sin reventar).

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Hola Toni
    Precioso que cantidad de agua y vaya cuevas con cantidad de estalactitas y estalagmitas...una maravilla.

    Un saludo
    Jose
    TROTASENDES BENICALAP

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose.

      Pues si la verdad, y lo mejor de esto que no es un caso aislado, sino que en la Serranía hay muchas cuevas y muchas son activas. Como llueva mucho se lía una parda. Gracia por comentar. La persona que comenta después de ti es un amigo conquense que vive en Castellón, al que voy a recomendar tu blog y el de Dani Alcala, pues se esta empezando a aficionar al senderismo. Un abrazo.

      Eliminar
  5. Como siempre Toni genial, yo no puedo entrar en las cuevas, puesto que me producen ansiedad, pero lo que se ve dentro en maravilloso, gracias a estas instructivas entradas las apreciamos y conocemos. Dispongo últimamente de algo más de tiempo libre, ya sabes cuando las niñas están en el cole y estoy aprovechando para salir a conocer la provincia de Castellón y me está sorprendiendo gratamente. He realizado excursiones por la sierra del Espadán,(Ahín, Eslida, y Artana) Montanejos y Penyagolosa. Me queda mucho por aprender pero con maestros como tú, curiosidad y sobre todo tiempo seguiremos saliendo al campo. Una abrazo amigo. Pepe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pepe.

      Tu no te preocupes, que ya estoy yo aquí para enseñarte las cuevecitas. Y eso esta muy bien para que empieces a aprovechar el tiempo libre y el senderismo es una de las mejores y más baratas deportes que se puede hacer en la naturaleza. Castellón es toda un sorpresa en cuanto a senderismo, ya que tiene buenas montañas. Yo me conozco unas cuantas rutas de cuando vamos a ver a Carol y Patxi, pero te voy a dar dos direcciónes de gente de allí que hacen rutas por la Serra d`Espada, Alto Palancia, Alto Mijares, etc, etc.. Una es www.pdipb.blogspot.com y la otra es www.trotasendesbenicalap.blogspot.com Si comentas algo diles que vas de mi parte. Otro abrazo para ti, viejo amigo.

      Eliminar
    2. Muchas gracias fenómeno, tomo nota y sigo tus consejos porque no conozco mucho y me voy guiando por folletos de centros de interpretación y otros pags, pero esas no las conocía y ya estoy investigando.
      Haber si nos vemos por Cuenca estas navidades y echamos unas gordas.

      Eliminar
  6. Hola Toni...y felicidades con retraso.

    Cada día me sorprenden más la variedad y belleza de los parajes naturales que tenéis en Cuenca, en este caso tanto el río como la cueva son una pasada...viendo semana tras semana los lugares que nos enseñas cada vez entiendo menos aquello que comentaste en una ocasión, que en Cuenca a la gente no le da por hacer senderismo y descubrir las cosas bonitas y naturales que tiene a su alrededor.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dani.

      Muchas gracias tio. Pues si, así es. Y lo más fuerte es que seguimos sin entenderlo. Ahora por lo menos voy conociendo a gente de Cuenca, ciudad y provincia que tampoco lo entiende, pero poco a poco vamos siendo cada vez más numerosos y vamos haciendo bulto y creando un corriente de amor a la naturaleza y practica del senderismo. Siendo he dicho que los muchos y buenos blog de la comunidad Valenciana de senderismo son un ejemplo a seguir. Esas rutas compartidas, esos encuentros bloggeros, esa camaderia....todo eso es un ejemplo a seguir. Pero bueno, aquí seguimos dando el callo. En el comentario de arriba, tengo un buen amigo que es de Cuenca pero trabaja en Castellón y se esta aficionando al senderismo y le he dado tu dirección y la de Jose Trotasendesbenicalap para que vaya echándole el ojo a las rutillas que hacéis por allí.
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Ipresionante Toni,hemos estado varias veces por ahí y dentro de la cueva, pero nunca con tanta agua como en tus fotos,un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos.

      Es que este paraje es la leche. A ver el invierno que viene, pero llevamos dos inviernos seguidos (este pasado y el anterior) que ha reventado tremendamente.
      Saludos.

      Eliminar
  8. Hola Toni,soy Aurora,de Uña, he visto muchos años el reventon de la cueva del Royo y mi asignatura pendiente era la entrada a la cueva,pero me acordaba de lo visto en primavera y....Pero éste verano y gracias a mi grupo de amigos cumplí mi ilusión.Bajamos a la cueva y fué indescriptible la sensación que se vive,miedo,emoción,otro mundo.La bajada se las trae... A pesar de estar a finales de Agosto estaba la rampa de bajada,después del escalón bastante resbaladiza y con agua y barrillo,fué dificil,pero ¿y la subida? ¡ Madre mia!Pero valió la pena y la espera.Gracias a mis amigos por hacerlo posible y a ti por descubrirnos sitios y parajes maravillosos.

    ResponderEliminar
  9. Hola Aurora.

    Gracias por comentar y encantado que te guste el blog. Es que el reventón de la Cueva del tío Manolo es un maravilla del mundo mundial. Yo he entrado tres veces en veranos distintos y la rampa de entrada/salida siempre esta húmeda y resbaladiza. Es el encanto de la Cueva, que siempre supura agua.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Buenas! Tenemos pensado ir mañana por la zona y si nos diese tiempo pasarnos a ver la entrada de la cueva. Nuestro plan es hacer la raya, el escalerón y conocer un poco la zona. Para llegar al acceso a la cueva simplemente sería remontar el arroyo de la madera y nos lo encontramos?
    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Anónimo.

      Buena ruta vais a hacer. La Cueva del Tio Manolo está en el cauce del arroyo, si lo remontais lo veis, pero no es facil, ya que la entrada es un caos de piedras. Guiaros por encontrar la pequeña placa al espeleologo muerto.
      Quienes y de donde sois? Disculpame, Es que me gusta saber con quien mantengo la conversación.

      Un saludo.

      Eliminar
    2. Mi nombre es Aarón, y seguimos el blog a menudo para guiarnos sobre posibles rutas. Esta vez seremos dos chicos y una chica, los tres de Cuenca. Si nos vemos con tiempo intentaremos encontrarla y echar un vistazo, seguramente para volver más preparados para la cueva en otra ocasión.

      Eliminar
    3. Pues bienvenido Aarón. La Cueva solo tiene la dificultad de la entrada que es donde hay que bajar por un agujero entre piedras, y donde hay una cuerda puesta para ayudar. Ahí hay que tener mucho cuidado, luego es una inmensa galería hasta que se llega al autentico arroyo de la madera, que allí está esperando. Si la haceis vais a salir embarrados totalmente. O llevais unos monos o ropa sucia, y unas cuantas luces (siempre). Unas botas de goma estas de agua vienen bien. Yo siempre voy con casco, pero se puede hacer sin casco.

      Un saludo.

      Eliminar
  11. Hola. Por lo que veo. Hay dos momentos cuando revosa el agua y cuando no hay agua.
    Entrar dentro no se si me atrevería. Supongo que es para gente que haya hecho espeleología antes?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gominola.

      Pues sí, es conveniente antes de meterse haber hecho algo de espeleología. Hay un paso estrecho al principio que puede agobiar, aunque luego ya es una galería muy grande.

      Eliminar
  12. Hola Soy Jose Enrique de Mocejon, Toledo. La primera vez que entre en la cueva tenia apenas 17 años y ahora 44. Habre entrado no menos de 20 veces en todas las épocas del año y os puedo asegurar que en muchas ocSiones me he encontrado la cueva muy cambiada, lo cual me sobrecogia cada vez que entraba. No sabria decirte cuantos años hace que pude disfrutar, por primera y unica vez (5/6)pero me dejo asombrado. Conozco muchos cuevas de la zona, asi como otros rincones magicos de esta preciosa serrania. Pero pocos me han impresionado y gustado tanto como los de esta zona. Este fin de semana tenemos previsto hacer un pateo para ver la cascada del Fraile, desde la fuente de la Tia Perra o bien desde Tejadillos. Me apunto este blog para seguiros y te dejo el mio por si te pudiera interesar. elbiendealtura.blogspot.com

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola José Enrique.

      Pedazo de blog el tuyo. He estado ojeándolo y es una pasada, además al haber tanto Piris pues ya me conquista.
      La Cueva del tío Manolo es un rincón verdaderamente peculiar. Realmente la Muela de la Madera es un sitio excepcional con sus reventones y surgencias.
      La Cascada del Fraile es un ecosistema tan bonito. No creo que lleve mucha agua, pues lleva sin llover por allí mes y medio pero algo tendrá. En primavera verano si mola subir desde el Escabas remontando el arroyo pero ahora desde la Fuente de la Tía Perra y la Casa del Cerviñuelo es la mejor opción, ademas la visión trasera de la cresta de los Frailes metida en ese valle agujero es muy chula.
      Que lo disfrutéis.
      Pd: seguro que os encontrais carámbanos de hielo en la cascada.

      Un saludo y gracias por comentar.

      Eliminar
  13. (5/6) me refiero a los años que hará que pude disfrutar del reventón

    ResponderEliminar
  14. Hola Soy Jose Enrique de Mocejon, Toledo. La primera vez que entre en la cueva tenia apenas 17 años y ahora 44. Habre entrado no menos de 20 veces en todas las épocas del año y os puedo asegurar que en muchas ocSiones me he encontrado la cueva muy cambiada, lo cual me sobrecogia cada vez que entraba. No sabria decirte cuantos años hace que pude disfrutar, por primera y unica vez (5/6)pero me dejo asombrado. Conozco muchos cuevas de la zona, asi como otros rincones magicos de esta preciosa serrania. Pero pocos me han impresionado y gustado tanto como los de esta zona. Este fin de semana tenemos previsto hacer un pateo para ver la cascada del Fraile, desde la fuente de la Tia Perra o bien desde Tejadillos. Me apunto este blog para seguiros y te dejo el mio por si te pudiera interesar. elbiendealtura.blogspot.com

    Un saludo

    ResponderEliminar