domingo, 15 de mayo de 2016

LOS OTEROS Y VALDEMORILLO DE LA SIERRA




Magia Serrana sabe que la Serranía de Cuenca es muy extensa y nos vamos en esta entrada a las tierras del río Guadazaón, allí donde la Serranía Media y Baja se mezclan para ofrecernos unas sierras a la par que tranquilas, muy sorprendentes, y digo sorprendentes pues por un lado la entrada va a consistir en la visita a dos pueblos, mejor dicho, una aldea semi abandonada y un pueblo de los de tener muy poca población durante el año, si exceptuamos el largo verano. Esta entrada es atípica pues en ella nos vamos a ver solo "monte" sino dos nucleos urbanos muy despoblados.

La aldea, conocida como los Oteros es muy pequeña, y siempre ha sido dependiente de Cañada del Hoyo, aunque nosotros también subiremos a un cerro al lado de dicha aldea, ya que tenemos entendido que hubo allí un Castro Celtibérico, y si no encontramos nada, por lo menos disfrutaremos de las vistas. 



El otro pueblo que me sorprendió gratamente es Valdemorillo de la Sierra, pues como veran en las fotos, está ubicado en un sitio privilegiado y sobra decir que es muy desconocido como muchos otros pueblos de la extensa Serranía de Cuenca. El hecho de que la carretera acabe allí lo ha hecho estar apartado, al contrario que su vecino Valdemoro de la Sierra (realmente no acaba allí la carretera, pues hay un ramal que te comunica con Pajarón pero aquello está francamente muy poco frecuentado).

Comencemos con el bonito pueblo de Valdemorillo de la Sierra, al que pertenece la 1ª foto que ilustra esta entrada; aunque antes de todo, hay que recordar que estamos en sierras donde el rey es un árbol singular.

                  La Sabina albar campa a sus anchas por toda esta extensa comarca.

       Que sensación de robustez trasmite esta foto, no es de extrañar estando yo ahí, jejeje.


     Con sus mil formas caprichosas es siempre un deleite admirarlas. Aunque puedan pensar que son dos sabinas, es una solo que se ha abierto por medio.


La carretera principal va de Cañada del Hoyo a Valdemoro de la Sierra, pero un observador minucioso con un buen zoom puede captar la cresta rocosa donde se asienta Valdemorillo.


Cruzamos el pueblo, y subimos a su cresta para quedarnos sorpendidos del lugar donde está.


    Como ven estamos en época invernal pues manchas del ultimo nevazo quedan dispersas.


Cuando se anda por la cresta rocosa a un lado, más profundo, tenemos el valle del Arroyo de Tenazares.


            Y al otro, el vallecete o hueco que ocupa, resguardecido, el pueblo de Valdemorillo.


Valdemorillo de la Sierra es un pueblo con 80 habitantes (datos del 2014) y a una altitud de 1263 metros.


          Caminemos por su cresta, ya que desde aquí con mi superzoom puedo captar......


                                                           El vecino pueblo de La Cierva.


Pero ya sabéis que en Magia Serrana tenemos vistas inagotables, por lo que la vamos  a devolver.

Vista de la Cierva desde el Robardillo. El pueblo que véis al fondo detras de la Cierva es Valdemorillo de la Sierra.

Volvemos al pueblo, ya que nos llama la atención como esta allí protegido entre la cresta rocosa y la montaña que véis al fondo, que es el Cerro de San Cristobal (1383 metros), mayor altura del término.


       La ubicación de la Iglesia de Valdemorillo nos parece muy original, y a la vez me extraño al no haber visto nunca ninguna foto de la misma.


        La Iglesia de Nra. Sra. de la Asuncón enclavada entre las conocidas como "las Riscas"


                   Un vistazo atras para volver a ver el valle del Arroyo Tenazares.


               Cruzamos al otro lado de la Iglesia para coger esta perspectiva de la misma.


                                       Las Riscas de la cresta continuan hacia esta parte.


                     En muchos puntos te pudes poner, literalmente, encima de las casas.


                 Volví atravesando las estrechas calles del pueblo, sin encontrarme a nadie.


Una vez visto Valdemorillo, volvemos a salir a la carretera principal en el valle del río Guadazaón y vamos a ir río abajo, pues a unos diez kilómetros tenemos la aldea Caserío de los Oteros, perteneciente a Cañada del Hoyo.


         Aunque hay alguna casa aún en buen estado, allí de diario creo que no vive nadie.


                       Será en total unas 9 o 10 casas, habiendo luego muchas en ruinas.


 El río Guadazaón que pasa muy cerca de los Oteros ha hecho que siempre hayan sido buen tierra de sembrados y labranzas.


 Investigando por allí, descubro este pozo de agua tapado. Hay que recordar que las  las lagunas de Cañada del Hoyo tambien conocidas como las Lagunas de los Oteros están muy cerca.


                                   Antiguamente llegó a tener muchas más población.

 También veo otras fuentes secas, o quizás obstruidas, testigos mudos de un fecundo pasado.


 Por ejemplo esta otra fuente tambien seca u obstruida, en la que curiosamente.......


         Veo esta inscripción que recuerda los autores y el momento de su construcción.


 Y esta al lado de la otra, que habla de una persona conocida en Cuenca, y que creo que aún sigue viva aunque muy mayor. Esta obra de la fuente se hizo en la década de los años 50 del s.XX.


Aunque menciono al principio de la entrada, que no solo queríamos ver los Oteros, sino uno de los cuatro cerros que lo circundan y que es conocido como el Cerro del Castillo pues parece ser que allí existió un castro celtibérico. ¡Subamos!

 En la subida al cerro nos topamos con bastantes restos de gordos ejemplares de Robles que fueron cortados, y al lado rebrotando nuevos ejemplares.


 En lo alto del cerro buscamos restos del castro, y los descubrimos completamente desmontados con amontonamientos de piedras.

 Algo se puede intuir pero es muy poca cosa. El arado y la labranza han hecho que la mayoría de todos estos castros hayan sido desmontados y las piedras llevadas para otros menesteres como la construcción de casas y tinadas.


 Pero en su lugar nos entretendremos con las vistas, como esta del Caserío con el Cerro de las Casas encima.


                            Aunque con un poco de zoom mejor para ver los Oteros.


    En dirección río arriba, hacia Valdemoro y Valdemorillo lo tenemos todo verde y lleno de bosque.


 En dirección río abajo ya aparecen los campos labrados de Cañada del Hoyo, Reillo y Carboneras.


 De hecho, aquí está el límite que yo considero que llegaría el Alto Guadazaón: Aquí y Aquí. A partir de este punto empezaría el Tramo Medio.


 Tambien avistamos desde aquí la mayor altura de toda la comarca, la Cabeza de Don Pedro en Cañete, con sus 1486 metros.


                El pueblo de Cañada del Hoyo no se ve, pero su Castillo del Buen Suceso sí.


                     Y nos despedimos con esta vista de Carboneras del Guadazaón.


¡¡HASTA LA SEMANA QUE VIENE!!

12 comentarios:

  1. Excelente entraga amigo Toni como todas las que haces y que me ha permitido recordar el pueblo de Valdemorillo donde estuve hace muchos años.Los Oteros los había oído nombrar pero no los conocía.He disfrutado mucho con tus espectaculares imágenes y con tus explicaciones.Ea un placer leer tus entradas.Un abrazo.Mariano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mariano.

      Siempre es un placer tenerte por aquí. En cierta manera, Valdemorillo al no estar en el valle del Guadazaón, es mucho más desconocido que su vecino Valdemoro. Muchas gracias

      Eliminar
  2. Hola Toni.

    Tenía que ser dura la vida, en esos pueblos, en medio de la nada, y tan alejados, es normal que al final acaben abandonados, o con muy pocos habitantes.

    Lo que resulta curioso es la ubicación de Valdemorillo, y sobre todo de su Iglesia, prácticamente pegada a la roca, imagino que en su día tendría su lógica, y no la construirían allí por casualidad.

    Haber si le echo un vistazo, a la entrada de esas lagunas, que tienen muy buena pinta.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Eduardo.

      Si es curioso, porque por un lado tenía que ser muy dura, pero por otro se tripicaban en habitantes. Eran mucho más poblados y en condiciones muy duras de vida.
      La ubicaciön de Valdemorillo yo la achaco a motivos defensivos y de vigia. Pues lo más normal que construyeran el pueblo en el fondo del valle del arroyo ese, pero no, lo subieron a las riscas esas, pues estaban mucho más defendidos.
      Si pones en google lagunas de cañada magia serrana te salen Es un complejo lagunar karstico muy curioso, pues cada una es distinta y hasta cambian de color.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. Hola Toni.

    Por una parte sorprendente el lugar donde está situado Valdemorillo de la Sierra, ahí perfectamente integrado en esa cresta rocosa, y por la otra un poco desolador ver como se van (y se irán) despoblando núcleos de población, como es el caso de los Oteros.
    Volviendo al tema de Valemorillo y esa cresta, más la búsqueda del castro me han venido a la cabeza sendos castillos musulmanes de aquí de la provincia de Castelló, el de Espadilla y el de Borriol, que estuvieron construidos sobre sendas crestas y farallones que en su época los debieron hacer inexpugnables.
    Y nos muestras esa sabina, pues hoy hemos visto en Formiche Alto (Teruel), haciendo una ferrata, una con un pino que le sale de su interior que hubiese hecho tus delicias, y por no hablar de los tejos que vimos el otro día subiendo a la Maroma en Málaga, para verlos, ya sabes tendrás que esperar a las consiguientes entradas, hoy soy yo el que te dejo en ascuas ;-)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dani.

      Esos castillo mulsumanes de la provincia de Castelló me llaman mucho de verlo en tus entradas y otras fotos. El toque de inexpugnabilidad que buscaban siempre me han parecido algo fascinante.
      He visto fotos de esa sabina que dices. Creo que fue Javi quien me la enseño en una foto, la de la Formiche alto. Y esos tejos tan sureños en ese dos mil tan meridional como es la Maroma, deben de ser para verlos.
      Si, si ahora mismo puedes asar unas butifarras y unos calcots encima mío. Jjejeje con ganas de ver esas entradas. La Maroma y el Torcal, dos parajes que siempre les he echado el ojo en Malaga, aparte de la Sierra de las Nieves y su Pinsapar, y el Caminito del Rey (hasta que uno ve la masificación de aquello y se le quitan las ganas de ir).

      Un abrazo furgonetero.

      Eliminar
    2. Cual hicisteis, la de los Estrechos de la Hoz, o la Jurásica?, yo quiero hacer las dos en una jornada, aunque por lo visto, el camino de regreso es muy largo ...

      Eliminar
  4. Jose Maria Contreras Martinez18 de mayo de 2016, 5:47

    Hola Toni: bonita entrada,comoo todas.en cada una de ellas conozco nuevos parajes y nuevos nombres. A mis padres les oí hablar de Valdemorillo y de La Cierva, pero no recuerdo oir hablar de Los Oteros. Y ahora una curiosidad.Toda esta comarca no seria poblada por los árabes?.Saludos Toni.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose María.

      Es que los Oteros es un caserío muy pequeño. No sé cuantos habitantes llegó a tener antaño pero no creo que como un pueblo, compo puede ser Cañada del Hoyo. Es curioso que las famosas lagunas de Cañada, tb se le pueden llamar Lagunas de los Oteros. No soy un experto pero yo creo que si que los arabes llegaron a estas tierras. El propio río Guadazaón es de procedencia arabe, y un poco más hacia el este nos encontraríamos con el castillo bereber de Alcalá de la Vega.

      Saludos.

      Eliminar
  5. Precisamente pase por la carretera que va por las Lagunas, oteros y Valdemoro el pasado viernes de vuelta para la Sierra de Albarracin. Gracias nuevamente Toni, por las fotos. Creo que una de mis abuelas descendia de los Oteros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola JJ.

      De los Oteros? que curioso! Parece ser que en tiempos antiquísimos llegó hasta los 300 habitantes.

      Un saludo.

      Eliminar
    2. Pues no sabria decirtelo... pero si algun dia me hago con el dato te lo comento.

      Eliminar