domingo, 13 de enero de 2013

LA SERRANÍA DE CUENCA -1ª parte - (PAISAJE KÁRSTICO)

A priori, Cuenca y Eslovenia no tienen mucho que ver. A vuestra cara de asombro por comenzar la entrada de esta manera, puedo decir que solamente saben las coincidencias los geólogos, que en algún momento de sus accidentadas carreras se han encontrado con este palabro tan consonántico: "karst". Extraño vocablo que se refiere a una región eslovena colindante con el norte de Italia, y donde se estudiaron por primera vez estos fenómenos producidos en las rocas calcáreas.

Un karst se produce por la disolución indirecta del carbonato cálcico de las rocas calizas, debido a la acción de aguas ligeramente ácidas. Las aguas superficiales y subterráneas van disolviendo la roca que va tomando formas (como las que vamos a ver en esta entrada) y creando galerías y cuevas, que por hundimiento parcial, forman torcas (o dolinas) cuevas y simas, y por hundimiento total, forman cañones.

La Serranía de Cuenca es la zona de España más rica en fenómenos kársticos, ya que además, es fría y húmeda, y por eso se ve favorecida la disolución rocosa y con ella, la formación del relieve kárstico. Recomiendo al que no la conozca, que comience visitando la Ciudad Encantada y Los Callejones de Las Majadas. Dos parajes que no vamos a ver en este blog, donde nos podremos deleitar en todo esto que hablo, pero la Serranía de Cuenca es toda en sí, una ciudad encantada, ya que todas estas formas caprichosas están por todos los sitios y en todos sus rincones.

En esta 1ª entrada, nos fijaremos en los formas exokársticas, es decir las superficiales, y más en concreto, con las formas que toman las rocas. Digo esto, por que las hoces, gargantas, torcas y cascadas tobaceas son también formas exokársticas, que ya os enseñaré en una segunda entrada.
Luego vendrían las formas endokársticas, las subterráneas para entendernos, donde veremos, cuevas, simas, sumideros, sifones, etc.... fenómenos que como vamos a ver, son muy comunes y notables en la Serranía de Cuenca también.



                                          Paisaje típico de la Serranía de Cuenca.




     Muchas veces hay que colocarse al lado de las moles rocosas, para ver realmente sus grandiosos tamaños.




      Extraño híbrido entre delfín, cachalote y animal mitologico serrano en la Ciudad encantada de Valdehonguillo.




             Los Castillejos en Carrascosa de la Sierra, mezcla de ciudad encantada y Callejones.




                                        Totems, monolitos, torreones, puntales...........




            Arcos de roca que nos recuerdan a todos los tipos y épocas históricas donde proliferaron.





                    Claros gestos que da la Serranía para quien se quiera dar por aludido.





       Se nota en la foto como el agua va resbala por los bordes y sigue su proceso de disolver la roca.





Otro elemento que esta por toda la Serranía, los pasillos pétreos que forman pequeños laberintos con cantidad de vegetación en sus umbrías.



                                                  Setas y Tormos de todos los tamaños.





                        Muchas veces no hay palabras.   La fotografía habla por sí sola.





                      El archiconocido Ventano del Diablo, sobre el desfiladero del Júcar.




La cola del potro, o como de como el agua, la erosión y el tiempo han ido adelganzándola hasta convertirla en una linea de piedra.





                              Las rocas ofrecen mil formas donde resguardarse.





Uno de los muchos ejemplos que hay de como se integran los pueblos con las rocas. En este caso, el pueblo de Palomera.




      Las enormes murallas de la fortaleza de la ciudad encantada de Valdehonguillo. Vista anteriormente en este blog: http://elbrilloenlamirada.blogspot.com.es/2011/02/magia-serrana-xiii.html




      Una de las puertas de entrada a la ciudad encantada del Puntal de Muela Pinilla en Masegosa.




                    Los diferentes piedras muchas veces, apenas se rozan, como si se besaran.




              Extraño ejemplo de como el pino toma la forma de la piedra en proceso cárstico.




          La curvatura tanto del pino como de la roca toma unas proporciones realmente bellas




     Solamente los buitres, señores de las rocas, toman pie en los altos cimbeles de la Serranía.




           Paisaje que me recuerda totalmente a mi campestre niñez. La Serranía y sus rocas nevadas.





                La imaginación echa a volar cuando estas caminando la Serranía de Cuenca.





                                                      Ventanas, ventanales, ventanucos..........




También son muy numerosos los mares de piedras con enormes grietas.
 
 
 
 
Un dato que favorece la formación del relieve cárstico es la concentración de CO2 en el agua. Cuanto más fría esta el agua, más cargada de CO2.  La sierra de Cuenca de frío y humedad entiende bastante.
 
 
 
 
Las rocas toman inclinaciones y ángulos bastante acusados.
 
 
 
 
 
Da por pensar si alguna civilización de gigantes ya desaparecida coloco estas moles.
 
 
 
 
 
A mi hermano le falta un poquete para tener el tamaño de esta roca.
 
 
 
 
 




                     Que diminuto soy en la punta de la proa de este enorme trasatlántico.





                                      Parte baja de la quilla de otro trasatlántico.





                                                  Otra bella ventana a la naturaleza.





Otro ejemplo de antiguas civilizaciones: el MOAI serrano, hermano lejano del de la isla de Pascua.





Ejemplo de como el agua va disolviendo la roca, ya que cuando llueve, hiela o nieva, se va quedando el agua en estas pequeñas bañeritas hasta que va disolviendo la piedra.





La lucha por la supervivencia en la Serranía entre los distintos elementos nunca ha sido fácil.
 
 

9 comentarios:

  1. Muy bonitas fotos. Impresionantes sitios. (Emilio Óscar).

    ResponderEliminar
  2. Que maravilla de fotos amigo, con tu permiso tomo la licencia de pregonar y recomendar tan fabulosas instantaneas. Desde el exilio Pepe.

    ResponderEliminar
  3. no se puede expresar con palabras ,yo he estado por alli y el paisaje es impresonante ,irreal

    ResponderEliminar
  4. Gracias a los tres por vuestras palabras y compartir todas las veces que queráis.
    Toni.

    ResponderEliminar
  5. El fenómeno de la penultima foto se llama en geología Lapiaces. Y la ciudad encantada de Masegosa es el Monumento Natural del Tormagal y Muela Pinilla.

    ResponderEliminar
  6. Hola. Soy un asiduo de tu blog y además nos sirve de guía , y muy buena por cierto, cuando recorremos la Serranía en verano.
    Viendo estas bonitas fotografías echo en falta alguna de la Hoz de Valeria y Valera de Abajo¿ La conoces?
    ¡Animo y muchas gracias por enseñarnos estos lugares tan maravillosos de nuestra provincia !
    Jesús

    ResponderEliminar
  7. La hoz del río Gritos. Pues si la verdad que podría haber puesto alguna de allí. Lo siento, pero es que tengo tantas fotos de tantos sitios.
    Proximámente en el blog, saldra este gran paraje.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  8. Si ya son habitualmente muy buenos tus reportajes, en éste lo has bordado. La foto de la cueva del Tornero, cerca de la Fuente Albilla (que no tiene nada que ver con el futbolista Iniesta) es espectacular, igual que todas las demás. Gracias por regalarnos estas joyas del fin del finde.
    Germán

    ResponderEliminar
  9. Gracias German por tus palabras. Me hacen coger fuerzas y seguir con esto. Y sí, la cueva del Tornero es realmente bonita.
    Un saludo.

    ResponderEliminar